Cómo prepararse para estudiar en una universidad en el extranjero

Prepararse para estudiar en el extranjero exige más de lo que te imaginas. Comprueba aquí algunos consejos que te ayudarán en ese momento

Has encontrado una universidad estupenda para estudiar en el extranjero, te han aceptado y ahora estás entusiasmado con el inicio de tu aventura internacional. Antes que nada, felicitaciones – ahora se trata de prepararse para el gran viaje.

Pero ¿qué debes llevar? ¿Necesitarás un seguro de viaje? ¿Cómo manejarás la cultura y el idioma mientras estés en el extranjero?

Para ayudarte a empezar esa nueva etapa, hemos separado nuestros mejores consejos sobre cómo prepararse para estudiar en el extranjero. Compruébalos.

Separa la documentación necesaria

Como te lo debes imaginar, estudiar en el extranjero significa viajar a otro país. Para hacerlo, necesitarás un nuevo tipo de documento de identificación: un pasaporte.

Por eso, cuanto antes te prepares para obtener ese documento, mejor.

Te pedirán que presentes tu pasaporte al salir de Brasil y al ingresar a tu país de destino. Dependiendo de tu destino, también necesitarás una visa para estudiar en el extranjero.

A propósito, te conviene saber que, en algunos casos, te podrán pedir la traducción de tu pasaporte.

Suele ser un trámite delicado, una vez que la traducción de un documento de esa naturaleza es extremadamente importante, ya que es el principal registro de una persona en la entrada y la permanencia en otro país.

Ese tipo de servicio se llama traducción jurada – o traducción pública – y debe ser realizado exclusivamente por un profesional capacitado y acreditado para la realización de ese tipo de tarea.

Otro consejo importante con relación a tu documentación consiste en separar copias digitales y físicas de todos tus documentos importantes (como pasaporte, seguro, informaciones de la empresa de la tarjeta de crédito etc.) y guardarlas en lugares distintos.

Es una buena idea dejar una copia en casa con tu familia o tus amigos y contar con una copia digital y otra física. La versión digital debe estar en un entorno seguro, pero de fácil acceso, como la bandeja de entrada de tu correo electrónico o un servidor en la nube.

Investiga las costumbres, la cultura y a la gente de tu destino

Reserva algún tiempo para que te familiarices con el país en que residirás. Eso significa conocer, aunque brevemente, la cultura, la historia, la geografía, la economía y el gobierno de tu futuro hogar. Tu experiencia de estudio en el extranjero enriquecerá y tu estada allí será más significativa.

Conversa con otras personas que estuvieron allí y busca oportunidades para ver películas y leer más sobre el país en cuestión y su cultura. Además, la investigación te ayudará a evitar cualquier metedura de pata insultante que puedas cometer.

Conocer incluso las frases más básicas en el idioma local puede marcar toda la diferencia en la superación de los primeros días de adaptación.

Verifica el clima

Es crucial para que puedas organizar tus maletas, ya que necesitarás saber qué ropas y calzados son los más adecuados para que los lleves en tu viaje.

Comprueba algunos sitios web meteorológicos distintos para que tengas una noción muy exacta de cómo será el clima y te planifiques como corresponde.

Si hace sol y calor, no te preocupes en llevar ropas de invierno y cobijas gruesas. Igualmente, probablemente no necesitarás sandalias o shorts si vas a un sitio con temperaturas negativas.

No te sientas obligado a comprar todo antes de que llegues a tu destino: siempre puedes comprar algunas cosas cuando llegues.

Además, acuérdate de tu franquicia de equipaje. Algunas aerolíneas poseen franquicias de equipaje muy rigurosas, así que verifícalas antes de hacer las maletas.

Ten en cuenta tu estilo de vida

Piensa en el lugar a que vas y el tipo de estilo de vida que puedes disfrutar mientras allí te encuentres. Si vas a una ciudad concurrida, lleva zapatos cómodos para caminar bastante.

Además, considera cómo puede ser la comunidad local mientras hagas las maletas. Si vas a un país muy conservador, tenlo presente cuando hagas las maletas y lleva ropas que satisfagan las expectativas de la sociedad.

Obtén seguros

Eso es crucial cuando estés en el extranjero, si te sucede algo a ti o a tus pertenencias. Busca varios presupuestos para que encuentres el mejor negocio y verifica también si hay alguna rebaja para estudiantes.

Los seguros para tus bienes pueden ser útiles si pierdes las maletas o en caso de robo o daño, por ejemplo.

Las coberturas de tu póliza pueden variar según el paquete contratado, como, por ejemplo:

  • Cobertura en caso de retraso o cancelación del vuelo;
  • Pérdida de equipaje;
  • Robo de o daños en pertenencias personales;
  • Evacuación en caso de emergencia sanitaria o desastre natural.

También vale la pena verificar qué tipo de seguro de salud puedes necesitar cuando estés en el extranjero.

Asimismo, comprueba si necesitas alguna vacuna antes de viajar, si tienes una buena reserva de prescripciones regulares, si las necesitas, y si estás cubierto en caso de enfermedad o lesión mientras estudias en el extranjero.

Actualiza tus habilidades en el idioma

Conocer incluso las frases más básicas en el idioma local puede marcar toda la diferencia en la superación de los primeros días de adaptación.

Matricúlate en clases, pídeles ayuda a tus amigos que hablan el idioma con fluidez y descarga aplicaciones de aprendizaje de idiomas, como Duolingo, y podcasts en el idioma del país para que los escuches de camino a la escuela – todo eso te ayudará.

Pon el plan en práctica

Por naturaleza, viajar conlleva un poco de caos. Puede haber conexiones perdidas, cambios inesperados de último momento en el plan o algunos otros bloqueos repentinos.

Si aprendes a superar los retos y reírte un poco de las adversidades, tu experiencia al estudiar en el extranjero no será solamente de aprendizaje en tu área, sino que también aprenderás muchas otras cosas y crecerás significativamente como persona – lo que siempre es un buen presagio para tu futuro.

Empieza esa nueva aventura

Ahora que has visto algunos factores importantes que deben formar parte de tus preparativos para estudiar en el extranjero, no te olvides de poner la debida atención principalmente en la documentación, una vez que, con ella, garantizarás la legalidad de tu estada en el país de destino.

Si necesitas algún tipo de servicio de traducción jurada, recuerda que debes contar con un traductor especializado y acreditado para la realización de ese tipo de tarea.

Fidelity Translations actúa en los principales segmentos de traducción y tiene los profesionales ideales para la ejecución de cualquier tipo de servicio, con plazos flexibles y compromiso con la calidad.

Solicite sua Tradução

Postagens Relacionadas